Home / Opinión / Colaboraciones / Paula Aguado Toral, la sonrisa
german garcíaresidencia mayores, felicidad, sonrisa, membrillo, ferreras, garcía ferreras, paula, sonrisa, papa francisco,

Paula Aguado Toral, la sonrisa

Paula, siempre sonriendo y siempre manifestando la alegría que hay en su espíritu. Está muy contenta y se siente feliz, muy feliz

Se sigue escribiendo y comentando, en toda la sociedad, la alocución-catequesis que el Papa Francisco pronunció el día 4 de marzo, miércoles, en la audiencia de todos los miércoles. Con su estilo tan personal y contagioso trató de la ancianidad.

Dijo el Papa que la ancianidad es una gran riqueza para la sociedad. Que la juventud debe acercarse a la ancianidad si quiere ser feliz en su vida.Proclamó el Papa que es un disparate y grave equivocación, cuando la sociedad, las autoridades, no saben apreciar el don de los años y lo  que los ancianos-ancianas han colaborado en el desarrollo de la vida.

Paula Aguado  Toral, de 84 años, vive en la Residencia de San Antonio, frente por frente del parque de la Carcavilla, junto a los Tres Pasos y muy cerca de la vía del tren. Una Residencia doble por estar formada de dos edificios, separados por la anchura de una calle peatonal.

Nuestra protagonista Paula, es la sonrisa andando y constante. Siempre sonriendo y siempre manifestando la alegría que hay en su espíritu. Está muy contenta y se siente feliz, muy feliz. Se vino a la residencia voluntariamente. Nos dice una y otra vez que su esposo murió en ella y que le vio siempre feliz y ella quiere morir también en la Residencia como él.

Sus hijos, Miguel Ángel, policía, y María Lourdes, profesora, la visitan casi todos los días. La escuchan y la ‘obedecen’ porque Paula, viuda de Miguel, no tuvo otro oficio que el de AMA de CASA. Su esposo fue funcionario del Ayuntamiento.

Paula transmite una alegría maravillosa que brota en una constante sonrisa. Viéndola y hablando con ella me acordaba de aquella doctrina de Santa Teresa a sus monjas: “Andad alegres, sirviendo en lo que les manden. i estáis alegres -dice la Santa – mirad a Jesús resucitado, que sólo imaginar cómo salió del sepulcro os alegrará”.

Invito a leer el capítulo 35 del libro de la Vida, escrito por la misma Santa Teresa. “Llevando la alegría de encontrarse en tal lugar…”

Paula tiene dos nietos: David y Alejandro que llenan de contento, paz y felicidad cada vez la visitan. En las dos residencias – que son una – se celebra con mucho cuidado y grandes preparativos los cumpleaños de cada residente.

Tienen misa todos los viernes  y frecuentemente reciben “charlas” de formación intelectual como la correspondiente gimnasia. ¡Qué lugar tan alegre el Parque La Carcavilla!

Te puede interesar

muro, vertenza, nacionalidad, vergüenza, ciudadanía, fortaleza, dependencia, pacto toledo, toledo, pacto, pensiones, generaciones, votar, votan, derecho, dictadura, opinión, vida, verbo, predicado, mujer, feminismo, profesión, desarrollo profesional, igualdad, arte, precio, platón, sócrates, leonardo, da vinci, dignidad, delibes, gamoneda, tiempo nuevo, año nuevo, 2016, fotos, vivir, soledad, esther duque, microviolencia, microviolencias, esther duque, editorial, blanco, rojo, amarillos, morados, bermellón, editorial, papa, onu, nato, otan, papa francisco, iglesia, solidaridad, directora, gaceta, gaceta castilla-león, editorial, papa, onu, nato, otan, papa francisco, iglesia, solidaridad,

Un paso atrás

Dicen que hay que conocer la historia para no repetirla, pero creo que incluso sabiendo …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies
WP-Backgrounds by InoPlugs Web Design and Juwelier Schönmann