Home / Regional / La mala utilización o falta de mantenimiento de algunos sistemas de calefacción provocan accidentes
extinción, incendios, incendio, bombero, bomberos, segovia, monóxido, intoxicadas, intoxicación, personas, 112, castilla león, prevención, monóxido carbono, gas, hornos, leña, calefacción, control, precaución,

La mala utilización o falta de mantenimiento de algunos sistemas de calefacción provocan accidentes

Se alerta a los ciudadanos de los graves riesgos que suponen la mala utilización o la falta de un mantenimiento adecuado en determinados sistemas de calefacción como calefactores, estufas de gas, calderas, braseros eléctricos o chimeneas si no están en perfecto estado de mantenimiento o si se usan en estancias mal ventiladas.

Se pretende prevenir y evitar  accidentes derivados de malas combustiones, usos inadecuados de los sistemas de calefacción o instalaciones defectuosas, que pueden terminar en graves accidentes, e incluso en muertes a causa de incendios o del humo producido por los mismos encontrándose entre ellos el monóxido de carbono CO, llamado “el asesino silencioso”.

El monóxido de carbono se produce por la mala combustión o combustión incompleta de gas natural u otros productos que contengan carbono, como por ejemplo carbón de leña, butano, propano o carbón mineral.

Los aparatos potencialmente más peligrosos en estos meses de invierno son los siguientes:

Estufas de gas: tienen llama y funcionan con gas butano la gran mayoría de ellas. Por tanto, es fundamental comprobar que los tubos de conducción del gas no estén caducados, que la válvula está en perfectas condiciones y que la combustión del aparato sea correcta. Hay que colocar el equipo lejos de materiales inflamables y en habitaciones bien ventiladas.

Estufas eléctricas: seguras en lo que respecta a la emisión de gases y humos, pero tienen otros riesgos, como las sobrecargas o los cortocircuitos, que suelen conllevar el incendio de enchufes y del propio aparato. En este grupo se pueden englobar los braseros eléctricos, muy peligrosos si no se tiene la precaución de situarlos muy alejados de elementos inflamables, como faldones de mesas, cortinas, mantas, alfombras, etc.

Braseros de carbón: los más peligrosos, pues son auténticas máquinas de producir CO por la combustión de carbón o derivados. Debe evitarse su uso en la medida de lo posible, o hacerlo en habitaciones muy bien ventiladas con la precaución de sacarlo de la vivienda, o extinguirlo por completo, en el momento de terminar su utilización. La mejor medida de prevención es retirarlos de los hogares.

Chimeneas: otro posible elemento de producción de CO, aunque de menor riesgo que en el caso de los braseros, pero foco de emisiones de humos que, en el caso de malas ventilaciones o exceso de uso, pueden generar problemas por asfixia. Se debe mantener una mínima ventilación de la estancia en caso de que el tiro de la chimenea no sea bueno.

Te puede interesar

extinción, incendios, incendio, bombero, bomberos, segovia, monóxido, intoxicadas, intoxicación, personas, 112, castilla león, prevención, monóxido carbono, gas, hornos, leña, calefacción, control, precaución,

El Servicio de Prevención y Extinción de Incendios advierte de los riesgos de chimeneas y estufas

Con la llegada del frío y teniendo en cuenta la experiencia de años anteriores, el …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies
WP-Backgrounds by InoPlugs Web Design and Juwelier Schönmann